5 errores comunes al solicitar créditos para vivienda

Crédito para vivienda

¡Ya está decidido, es hora de comprar casa! Pero antes de pedir tu crédito para vivienda, ten en cuenta estos errores y no los cometas.

Un crédito para vivienda te facilita la adquisición de casa o apartemento con la posibilidad de obtener beneficios tributarios, amplios plazos de financiación y uso de los beneficios otorgados por el Gobierno.

Pero hay varios errores que puedes cometer y que debes evitar. Por eso te ayudamos con esta lista.

Primero que todo, ten en cuenta que de acuerdo con lo establecido por la Ley de Vivienda (Ley 546 del año 1999) la cuota mensual de un crédito hipotecario no puede superar el 30% de los ingresos mensuales del núcleo familiar. Al momento de comprar casa verifique si los ingresos mensuales serán suficientes para atender una obligación de este tipo.

1. Voy a pedir el crédito para vivienda con mi tio

De acuerdo con la mencionada Ley, a la hora de consolidar ingresos para solicitar un crédito hipotecario, solo podrá hacerlo con el cónyuge (esposo o esposa), compañero permanente o parientes hasta segundo grado de consanguinidad (padres, hijos, hermanos, abuelos y nietos), primero de afinidad (suegros, los hijos propios de su cónyuge que no sean suyos; y yerno o nuera) y único civil (padres adoptantes e hijos adoptivos). 

2. Tengo el dinero para la compra de la casa y nada más

Al momento de tomar la decisión de comprar una vivienda, hay que considerar varios gastos adicionales que no están relacionados con la financiación, como:

  • Avalúo del predio.
  • Gastos en la notaría para poder tener la escritura a su nombre y finalmente registrarla ante la Oficina de Registro Público.

¿Quieres conocer qué Gastos a tener en cuenta al comprar vivienda? Te los mostramos. 

3. No he salido de datacrédito

Antes de entrar en cualquier otra deuda, debe verificar que no esté registrado en las centrales de riesgo, ya que esto es causa de negación del crédito. 

4. Voy a ir a este banco que me recomendaron

Compare condiciones, precio y calidad del servicio. Conozca las opciones que le ofrecen las distintas entidades financieras. Infórmese, compare y escoja entre las distintas opciones la que más se acomode a sus necesidades. No todas manejan los mismos productos y servicios, ni ofrecen tarifas, tasas, beneficios o restricciones iguales.

¿Quiere saber cuál banco es mejor de acuerdo a sus necesidades y flujo de caja? Le mostramos.

5. Yo simplemente firmé

Infórmate sobre los derechos y obligaciones que enmarcarán tu relación con las entidades financieras. Con frecuencia, las personas firman contratos sin leer la letra pequeña ni sus anexos y, por ende, desconocen los compromisos que adquieren.

Por último tenga en cuenta estas recomendaciones antes de decidirse por su crédito hipotecario:

  • Defina con cuidado el plazo de sus deudas. Tenga en cuenta que menores plazos en su deuda implican el valor de una cuota mensual más alta, pero gastará menos dinero en intereses. Antes de endeudarse haga un balance de su capacidad de pago. 
  • Conozca las diferentes alternativas y sistemas de financiación que ofrece el sector financiero para adquirir vivienda: financiación de vivienda en pesos, en UVR y el leasing habitacional que puede ser familiar y no familiar. Cada una de estas modalidades brinda beneficios acordes al perfil y capacidad de cada persona. De esta manera, puede elegir el que mejor se adapte a sus necesidades y flujo de caja. ¿Quieres saber cuál es la  mejor opción? ¿Si Leasing o crédito hipotecario? Te mostramos.
  • Informarse bien de los actuales subsidios que ofrece el Gobierno Nacional, tales como subsidio a la tasa de interés para financiación y subsidio a la cuota inicial, este último se otorga a través de las cajas de compensación familiar, además del Programa Mi Casa Ya. 

¿Quieres aprender más? Tu crédito hipotecario puede servir para comprar una vivienda sostenible, conoce aquí los ahorros de una de este tipo vs una vivienda tradicional.

Nuevo llamado a la acción